Puertos de Biobío apuestan por la sustentabilidad

  • Biobío suma siete puertos certificados en Producción Limpia, al incorporar medidas y sistemas de gestión que los posiciona como terminales comprometidos con el cuidado del medio ambiente y vinculados con la comunidad.
  • Autoridades medioambientales, CORMA, ejecutivos y trabajadores portuarios participaron en ceremonia en Coronel que marca un hito en sustentabilidad en la región y el país.

En una ceremonia en Puerto Coronel, la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático entregó por tres años el certificado en Producción Limpia a las instalaciones de Puerto Coronel, Portuaria Cabo Froward, Puerto Lirquén, Terminal Oxiquim, Talcahuano Terminal Portuario, Muelles de Penco y San Vicente Terminal Internacional.

Los puertos lograron la certificación gubernamental tras cumplir con éxito el 100% de las ocho metas y 64 acciones comprometidas en el primer Acuerdo de Producción Limpia (APL) de la actividad portuaria de la Región del Biobío, que coordinó la Corporación Chilena de la Madera –CORMA-, y que fue validado por las Seremi de Energía, Salud, Medio Ambiente, y la Gobernación Marítima de Talcahuano -Directemar-.

El seremi de Economía, Fomento y Turismo, Mauricio Gutiérrez, dijo que esta certificación representa la visión de sustentabilidad y productividad que el Gobierno viene promulgando. “Estamos muy contentos que estos siete puertos se hayan certificado en una norma chilena, que es una de las pocas actividades donde el Estado de Chile certifica. Siete puertos con compromisos en términos laborales, productivos y medio ambientales, una serie de actividades que permiten buscar la excelencia de estos puertos y conseguir que tengamos empresas de clase mundial”.

 

Por su parte, el Director de la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático, Giovanni Calderón, junto con destacar el esfuerzo de las empresas y el liderazgo de Corma, sostuvo que “hoy día no hay otra forma de desarrollo que no sea el desarrollo sostenible y para eso es necesario establecer ciertos estándares mínimos, ciertas reglas que permitan desarrollar esta actividad en armonía con el medio ambiente, con la comunidad y de manera más eficiente, que signifique también una mejor rentabilidad para las empresas”.

 

Entre los principales impactos generados en el marco del APL destaca la implementación de un Programa de Vigilancia Ambiental de las condiciones en el sistema marino, con mediciones en 46 estaciones de monitoreo en las tres bahías de la región.  Sumado a ello, se mejoró la gestión de los residuos, elevando su valorización en un 60% –principalmente chatarra- y reduciendo al 30% para destino final.

 

Además, los puertos incorporaron programas de eficiencia energética, medición de Huella de Carbono y medidas para la minimización de emisiones generadas por material particulado  y gases de combustión.

 

El presidente regional de Corma, Jorge Serón, afirmó que “para Corma es un paso muy importante y nos sentimos muy contentos de que se haya llevado adelante con éxito, porque nos permite tener a toda la cadena productiva del sector forestal e industrial certificada. Con la incorporación de los puertos, nos permite presentarnos muy bien en los mercados internacionales, como un sector muy responsable que hace las cosas bien, ese es el gran valor”.

 

Sobre la experiencia de implementar el APL, Javier Anwandter, gerente general Puerto Coronel, señaló que el APL “nos abre una óptica distinta de cómo tenemos que enfrentar el negocio, ese es el gran valor de esta certificación, el entender que nuestro negocio  tiene que ser sustentable, que ya no solamente es un beneficio económico y  que efectivamente va de la mano con un tema social y ambiental, y eso nos va a permitir  seguir creciendo en el futuro”.

 

Juan Alberto Arancibia, gerente general de Puerto Lirquén, dijo al respecto: “Concluir una etapa es muy importante para Puerto Lirquén, ya que durante este tiempo se ha trabajado para mejorar el estándar por lo que la certificación APL nos ayuda a tener una mirada global sobre nuestra operación local”.

Gracias al Acuerdo de Producción Limpia, casi tres mil personas recibieron capacitación en temáticas orientadas principalmente al manejo de residuos, eficiencia energética, así como de prevención de riesgos laborales de trabajadores y contratistas en la actividad portuaria. Asimismo, se promovieron acciones de responsabilidad social para vincular a los  puertos con los trabajadores y la comunidad.

 

 

Puertos certificados en cifras:

 

·         Siete terminales marítimos y portuarios

·         Tres bahías (Penco, Talcahuano y Coronel).

·         23.898.090 toneladas de carga movilizada en el 2018, de los cuales el 46% es carga forestal.

·         17 muelles habilitados

·         Más de cinco mil trabajadores